viernes, 29 de marzo de 2019

Sefarad Transatlántica: 7mo Congreso Internacional sobre el legado sefardí


Jerusalén, 21-25 de Junio
Las cuatro Sinagogas Sefardíes 

Zamora, 1-2 de Julio, 2019
Palacio de la Alhóndiga

Matrícula del congreso disponible Aquí

Para viajeros desde Madrid, 
recomendamos está Agencia  

El Centro Isaac Campantón, en colaboración con el Consejo de la Comunidad Sefardí de Jerusalén, convoca a su 7mo Congreso Internacional, este año bajo el título de Sefarad Transatlántica.

Se invita a participar a estudiosos de todas las disciplinas, sean estos profesores, investigadores o estudiantes. Las propuestas pueden abarcar las siguientes temáticas, aunque no se limitarán a ellas:
 
  • Periodización de la presencia judía en las Américas, terminologías, definiciones
  • Primeras comunidades judías en Sur, Centro y Norte América
  • Amsterdam, Recife, Nueva York: judaísmo y libertad de conciencia
  • Vida y funcionamientos de las comunidades criptojudías en los virreinatos
  • Redes judías entre Europa y las Américas: política, comercio y cultura
  • La inquisición en las Américas
  • Resistencia crioptojudía: mártires y personalidades relevantes en la época virreinal
  • Familias conversas virreinales
  • Huellas de Montaigne y Spinoza en las Américas
  • Judíos en las guerras de independencia hispanoamericanas
  • Judíos transatlánticos: Paul Lafargue y Camile Pisarro
  • Comunidades sefardíes modernas: inmigraciones en el siglo XX
  • Más allá de España y Portugal: nuevos orígenes de las comunidades sefardíes
  • Travesías sefardíes en el siglo XX: narrativas historiográficas
  • Escritores y artistas sefardíes en el continente americano
  • Los sefardíes hoy en el hemisferio occidental
  • Comunidades judías emergentes en las Américas
Las propuestas deben incluir un resumen de 250 palabras, nombre de autor o autora, institución (se aceptan propuestas de investigadores independientes), en cuál de las sesiones se presenta, correo electrónico y si se necesitará algún tipo de soporte tecnológico como computadora, proyector y pantalla. Las propuestas deben ser enviadas a centrocampanton@gmail.com antes del 1 de Junio, 2019.Matrículas antes del 10 de Junio Aquí

Este es un evento co-patrocinado por: Ayuntamiento de Zamora 
Consejo de la Comunidad Sefardí de Jerusalén
Asociación Amigos de la Cultura Sefardí
The Isaac Kaplan Old Yishuv Court Museum
Centro Sefarad - Israel
Centro Isaac Campantón

jueves, 28 de marzo de 2019

Actividades 7mo congreso sefardí

Convocatoria para Ponencias 
disponible Aquí



Sesión Jerusalén, 25 de Junio, en las Cuatro Sinagogas Sefardíes

Viernes 21 de junio 

Visita al mercado MAJANE YEHUDA y al barrio sefardí OHEL MOSHE.
Por la tarde, visita a los barrios MISHKENOT
SHAANANIM y YEMIN MOSHE.
Oración de SHABAT en la sinagoga sefardí.
Cena - opcional

Sábado 22 de junio
Visitas a los barrios de la Ciudad Vieja.

Domingo 23 de junio
Visita a YAD VASHEM - el Museo del Holocausto.
Visita guiada al Monte Sion y al Barrio Judío de la Ciudad Vieja, incluyendo las Cuatro Sinagogas Sefarditas, el Museo de la Comunidad Judía Antigua y el Muro de las Lamentaciones.
Una opción - visita guiada a los Túneles del Muro.

De noche - espectáculo especial en el recinto de la Torre de David.

Lunes 24 de junio
Visita al Museo de Israel
Visita al Centro Comercial MAMILA y el centro moderno de Jerusalén
De tarde - velada musical y folklórica en el
auditorio de YAD BEN-ZVI,
Calle Iben Gabirol 14, a las 19:30 horas.

Martes 25 de Junio
Sesión del 7mo Congreso Sefardí
Las Cuatro Sinagogas Sefardíes
10 - 19hrs

Información de contacto para estas actividades en Jerusalén: 
Dr. Abraham Haim
Telf. +972 050 848 0783

Madrid, 27 de Junio

Centro Sefarad - Israel, 19 hrs, Presentación de la novela La isla de Abraham (2018) a cargo de Pilar Diez 

Zamora, 1 de Julio

Visita al Museo de las Tres Culturas, Puente Castro, y al Barrió Judío de León
Salida de La Hostería Real de Zamora, 8:00 am

Concierto de Mara Aranda: Sefarad en el corazón de Turquía (CD 2019), Museo Etnográfico de CyL, hora en la tarde será anunciada

2 de Julio, en La Alhóndiga
Sesiones del 7mo Congreso, 9-14, 16-19 hrs 
Filandón Sefardí, Plaza de la Leña, 21 hrs

Este es un evento patrocinado por:

Ayuntamiento de Zamora
Consejo de la Comunidad Sefardí de Jerusalén
Asociación Amigos de la Cultura Sefardí
The Isaac Kaplan Old Yishuv Court Museum
Centro Sefarad - Israel
Centro Isaac Campantón

miércoles, 27 de marzo de 2019

El congreso sefardí de Zamora viaja a Jerusalén




Este año, el congreso internacional sefardí que se realiza cada año en Zamora viaja también a Jerusalén. Dos son las razones principales para esta decisión. La primera se relaciona con devolver a la cortesía a los amigos israelíes que desde el primer año nos acompañan en esta iniciativa de estudiar y dar a conocer el legado judío de la ciudad del Duero. Entre ellos y ellas, la poeta Margalit Matitiahu, quien ha estado en varias ocasiones y, junto a otras personas e instituciones, en nombre de los escritores de aquel país, promovió en el 2015 la placa homenaje a León Felipe, inaugurada en el campus Viriato en octubre de ese año y en cuyo evento participaron poetas judíos, conocedores y admiradores de la obra del zamorano.

También, desde Israel nos visita cada año Abraham Haim, presidente del Consejo de la Comunidad Sefardí de Jerusalén, organización que apoya, colabora y reconoce desde sus inicios la labor investigativa que desarrolla el Centro Isaac Campantón. Igualmente, han estado con nosotros desde Israel, el profesor Abraham Gross, de la Universidad de Bar Ilan, Yitzchak Kerem, de la Fundación para la Diversidad Judía, Marion Ficshel, periodista y documentalista que trabaja en una película sobre los judíos de Zamora, el año pasado tuvimos a Sarah Ahroni, una de las escritoras israelíes más conocidas en este momento y su esposo Meir, también escritor. Y así, otros amigos y amigas que cada año, pagándose sus propios gastos, viajan desde Israel hasta Zamora con el objetivo de asistir a nuestro congreso.

La otra razón por la que iremos a Jerusalén este año es porque con esta ciudad los judíos de Zamora tienen conexiones directas: Levi ben Jacob Habib (1483- 1545), nació en la capital zamorana y, debido a sus conocimientos, llegó a ser rabino principal de Jerusalén desde 1525 hasta su fallecimiento. Levi fue hijo de otro ilustre judío zamorano, Jacob ben Salomón Habib (1460-1516), cuya obra “En Ya’akob” constituye una referencia obligada en la enseñanza de la tradición hispano hebrea; a principios del siglo XX este libro tenía más de treinta ediciones, incluidos los comentarios que les hizo Levi al ser él quien lo terminó después de la muerte de su padre. Con Jacob, pero sobre todo con Levi Habib, la escuela rabínica surgida en Zamora a finales del siglo XIV llegó también a Jerusalén puesto que en Safed se había instaurado poco después de la expulsión a través de otros seguidores como Jacob Berah (1474-1546).

Si en algún momento pensaste en ir a Jerusalén a conocer su lado judeoespañol, esta es, sin duda, una oportunidad única. Nuestro guía allí será Abraham Haim, oriundo de la ciudad y conocedor de sus mejores sitios. Del 20 al 25 de junio, tendremos la oportunidad de visitar, entre otros lugares, los barrios sefardíes de Ohen Moshe, Mishkenot Shaananim y Yemín Moshe y las cuatro sinagogas históricas del barrio judío antiguo (foto) que acaban de cumplir 750 años de su establecimiento, una de ellas fundada por judíos españoles en el siglo XIII.

Si necesitas alguna otra información puedes llamar o enviar un Whassup a 609 740 116

Publicado en El Día de Zamora, 5 de Mayo, 2019, leer Aquí 

martes, 26 de marzo de 2019

Reconectando a los hispanos y latinos con sus raíces judías


Panel en AIPAC, 25 de marzo, 2019, Washington D.C. 

Panelistas: Dr. Ofir Haivry, Instituto Herzl (Israel), Genie Milgrom, Genealogista y autora (U.S.A), Ashely Perry, Presidente de Reconnectar (Israel), y Michael Freud (moderador), Presidente of Shavei Israel (Israel)



 
Lo que sigue es sólo un resumen de algunas de la ideas principales. Los videos completos pueden verse en las cuentas de Facebook de Ashley y Genie. 

1-    Número de hispanos y latinos con ancestros judíos

Ashley: De acuerdo con las investigaciones académicas de más de 60 especialistas, 1 de cada 4 latinoamericanos en América Latina tiene ancestros judíos a lo cual habría que agregar a los latinos en Estados Unidos, a las personas en España y Portugal donde los estudios han encontrado que 1 de cada 3, 1 de cada 5 tiene ancestros judíos. Esto pone el numero en alrededor de 100 millones.  Sin embargo, no todas estas personas desean regresar al judaísmo; basándonos en una encuesta que hicimos en Reconectar: al 14% de ellas les gustaría identificase como judías y unirse al pueblo judío; 30% son conscientes de sus raíces y quieren saber más. Otros resultados son: 51% desea conocer más sobre el estado de Israel, 50% quiere visitar Israel, al 46% - casi la mitad- le gustaría abogar por Israel. Estos números cambian el juego.

Dr. Haivry: Hay muchos niveles para estos números. La mayoría está interesada en aprender sobre Israel, judaísmo e incluso idioma hebreo. Una parte significante se ha organizado en grupos en diferentes lugares, por ejemplo, Brasil, están muy orgullosos de sus ancestros judíos y en muchos casos defienden a Israel más que algunas comunidades judías tradicionales que temen exponerse demasiado por miedo a los ataques a sus sinagogas. Existen además comunidades judías organizadas que quieren ser oficiales. Algunos miembros quieren convertirse, otros sólo quieren ser reconocidos, y un pequeño número desea venir a Israel. Debemos clarificar que los números dependen de la región, por ejemplo, en Chile son menores que en Brasil, México o Colombia. Yo diría que se trata de un movimiento de base (grassroot movement) sin un comando central y sin ningún esfuerzo israelí. El 99% de lo que está sucediendo viene de personas que se quieren reconectar. Tenemos que encontrar la manera de aproximarnos a este movimiento de base.

Genie: La pregunta principal aquí es cómo esta reconexión se relaciona con Israel. Vengo de una familia católica cubana, sin embargo, siempre me sentí judía y me convertí al judaísmo hace muchos años. Después de ello se mantuvo la necesidad de saber por qué me sentía tan atraída hacia el pueblo judío y no fue hasta el fallecimiento de mi abuela que pude hacerlo porque ella me dejó algunas joyas con motivos judíos que le habían dejado su madre y su abuela. Debido a esto, pude investigar y trazar mi linaje materno hasta el año 1405, antes de la inquisición en España. Esta es la misma historia de muchas personas en este movimiento de base que menciona el Dr. Haivry. No obstante, no todo el mundo tiene la tenacidad y los recursos para encontrar los documentos en los archivos como lo hice yo.

La diferencia entre mi historia y mi familia y otros judíos de la diáspora, por ejemplo, los judíos rusos es que, incluso con toda esta documentación probando que fuimos judíos de siempre, sólo yo me he interesado por el tema. Esta es una experiencia de tipo personal, de uno a uno, lo que la hace única en comparación, como dije, con los judíos rusos que emigran a Israel masivamente. Nosotros, en el mundo hispano, regresamos uno a uno; un aquí, otro en otro sitio y así podemos sumar los 100 millones que menciona Ashley, no es que todos vamos a retornar juntos a la vez. Cuando alguien te dice “Me siento judío” no es porque quieran complacer a alguien, es una declaración muy seria que debemos tener en cuenta. Es un fenómeno de los últimos 20 o 30 años. Antes de convertirme al judaísmo, Israel era parte de un libro de historia, después se me hizo un lugar más grande que la vida misma.

Michael: El alcance de este fenómeno es vasto, lo vemos de Barcelona a Brasil, de Perú a Palma de Mallorca, también el estatus socioeconómico es diverso, desde campesinos en el norte de Brasil a profesores en el noroeste de Portugal. Cuando las personas escuchan estos nombres pueden sentirse intimidadas o asustadas por momentos. Lo que vemos en los trabajos y acciones de campo es la reticencia de muchas comunidades judías (se refiere a las tradicionales) a darle la bienvenida dentro de su espacio a estas personas y a esto se refiere la segunda pregunta: 

2-    ¿Por qué esta preocupación con los números? ¿Cómo creen que las comunidades judías organizadas deben abogar por esta realidad?

Dr. Haivry: El número real de personas que desea convertirse en pequeño, en parte debido a las dificultades que ello implica. Por otra parte, moralmente, no creo que debamos cerrarle la puerta a quienes, en muchos casos, descienden de quienes fueron sacados a la fuerza del pueblo judío (referencia a los conversos en España, Portugal y América Latina). Asimismo, debido al antisemitismo, las leyes judías han sido muy estrictas por muchas generaciones, en el momento en que alguien deja el judaísmo, desaparece, sus hijos ni siquiera saben que fueron sus padres y familiares fueron judíos; ha habido muchos matrimonios interculturales, por lo tanto, pienso que esta Nueva Diáspora de Latinos es algo maravilloso, podemos tener un núcleo judío acompañado por todos aquellos que se identifican como judíos y que sean parte del pueblo judío. Mi posición personal es que debemos darle la bienvenida y acercarlos a nosotros.

Genie: Estos números son basados en estudios de ADN certificados por demógrafos como el Dr. Serio Della Pergola (Universidad Hebrea de Jerusalén). Como el Dr. Haivry dice, la mayoría de estas personas no desea convertirse, sin embargo, como judíos debemos preguntarnos cuán limitadas son nuestras relaciones alrededor del mundo y cuán importante es que aquellos que se identifican con el pueblo judío, incluso cuando continúen yendo a misa todos los domingos, digan orgullosamente “Tengo ancestros judíos”, imaginemos qué significaría para el estado de Israel tener millones de nuevos amigos.

Ashley: Cada vez que me encuentro con los descendientes de judíos, conversos, Anusim, cripto judíos, como quiera que se les desee llamar, siempre les digo, “la diferencia entre tu y yo está sellada en el tiempo (histórico)”. Puedo trazar mi apellido Pérez a un hombre que dejó Portugal en la época de las coversiones forzosas. Algunas de aquellas personas fueron a Gran Bretaña y fundaron pequeñas comunidades y lo mismo sucedió en otros sitios, incluido Estados Unidos, donde los primeros judíos fueron sefardíes huyendo de la inquisición en Brasil., lo mismo para América Latina. Soy judío hoy porque mis ancestros tuvieron mejor suerte escapando.

Muchos de los judíos esta habitación hoy también son B´nei Anusim, independientemente de que seas Askenazí, Sefardí o Mizrají, lo más seguro es que tengas un antepasado en la península ibérica; los judíos aquí fueron convertido forzadamente entre ocasiones: por los visigodos, los árabes y los reyes católicos; lo mismo pasó en algún momento de la historia con las juderías de Hungaria, Alemania, Rusa, Yemenita, Persa y otras. Todos nosotros o casi todos nosotros hemos tenido antepasados que fueron forzados a convertirse en algún momento de la historia. ¿Qué significa esto? Pues que desde la antigüedad los rabinos han tenido que producir leyes para decidir cómo representar a los convertidos por la fuerza, unos dirían que no son judíos formales, otros tendrían otra opinión, pero la pregunta es qué vamos a hacer hoy, cuál es nuestra responsabilidad en el siglo XXI.

No me gustan las comparaciones, pero la inquisición significa para los judíos de España y Portugal lo mismo que el holocausto para los askenazíes hoy, al punto que en Yom Kippur, en el Kol Nidré, incluimos un reclamo para “nuestros hermanos y hermanas encarcelados por la inquisición”, ¿por qué hacemos esto? Creo firmemente que lo hacemos porque todavía hay muchas personas mentalmente en prisión. Aunque los calabozos están abiertos – no hay Autos de Fé, ni hogueras- sin embargo, millones de personas que todavía viven mentalmente en las cárceles de la inquisición. No somos misionarios, no vamos por ahí convirtiendo a otras personas ni le decimos qué tienen que hacer, pero si nos extienden sus manos, es nuestra obligación moral y ética aceptarlas.


Michael: Una aclaración: Ashley mencionó el término B’nei Anusim  que en hebreo significa “aquellos que fueron forzados a convertirse”, los historiadores usan el término derogatorio de Marrano. Nosotros preferimos B´nei Anusim.

Puesto que estamos en AIPAC donde el estado de Israel es el centro de la conversación, me gustaría llevar la conversación a esa dirección y cómo los números y el movimiento de base del que estamos hablando se puede traducir en apoyo a Israel. Según el Instituto Pew de Investigaciones, existen alrededor de 58 millones de hispanos y latinos en Estados Unidos conformando el 18% de la población total y de acuerdo con el Buro del Censo este número de duplicará en el año 2050, luego es una población que está creciendo, no sólo cuantitativamente, sino en su impacto económico, social y en su poder político; al mismo tiempo, nuestras encuentras muestran que los hispanos o latinos en Estados Unidos no tienen una opinión ni favorable ni negativa de Israel en tanto ellos vienen de países donde Israel no está en las noticias de la misma manera que en Estados Unidos, básicamente son una pizarra en blanco en el tema. Dado este hecho, debemos pensar en el papel que jugarán los Hispanos y latinos en las generaciones futuras en Estados Unidos. 


3-    ¿Qué puede hacer Israel y las comunidades judías estadounidenses para involucrar a los hispanos y latinos en nuestra causa?

Dr. Haivry: No soy especialista en la judería estadounidense, pero, por alguna razón que desconozco, Israel juega un papel central en el retorno de los judíos hispanos y judíos, sin embargo, Israel, independientemente del origen, es muy cauteloso aceptando a comunidades judías. Pienso que debe haber algún tipo de entendimiento entre las instituciones y comunidades judías acerca de cómo tratar este tema más seriamente. Antes de que se pueda hacer algún esfuerzo – y personalmente creo que debe hacerse – debería haber un entendimiento entre Israel y el liderazgo judío en cómo actuar en este caso.

Genie: En las América, por ejemplo, en países que han movido su embajada a Jerusalén, como Guatemala y Honduras, las personas empiezan a conocer un poco más sobre Israel. En Estados Unidos, las Federaciones judías en las ciudades podrían comenzar a invitar a los hispanos y latinos a sus celebraciones. Soy cubana, pero ahora en Miami hay muchos venezolanos que a los que podrían acercarse. Las Federaciones y las sinagogas podrían construir esos lazos con Israel.

Ashley: Trabajé por 10 años en el gobierno israelí en relación con organizaciones judías y sé la cantidad de tiempo, dinero y recursos que se emplean para llegar a muchos sitios. Pienso que nuestra relación con la comunidad hispana debe basarse en nuestros ancestros e historias compartidas; la gran mayoría de los judíos, donde quiera que se encuentren, tienen algún tipo de raíces en la península ibérica y en la cultura hispana. Si le pones música en judeo-español a un hispano se identifica con ella de manera inmediata, la pueden reconocer. Lo he hecho con algunas celebridades hispanas cuando visitan Israel, les encanta y quieren oír más. Ese, por ejemplo, es un punto de contacto.

Lo hemos probado en nuestro sitio web donde se han registrado miles de personas interesadas en conocer sobre sus raíces judías, cuando le preguntamos sobre el estado de Israel, quieren saber más, debemos hablarles como hermanos y hermanas como parte de la amplia familia hispana y latina. Podemos hablar diferentes idiomas, mencionar no sólo el Yiddish sino también el Ladino o judeo-español, ese es un buen punto de conversación. Le he preguntado a hispanos que solían tener una posición anti-Israel debido a los prejuicios que existen en muchos sitios, por qué cambiaron de posición y he notado que fue el conocimiento sobre sus ancestros judíos y el patriotismo hacia sus raíces culturales lo que los hizo cambiar. La cosa es que mientras más descubren su historia familiar más descubren sus antepasados judíos y eso lo acerca a Israel, es parte del camino.   

viernes, 7 de diciembre de 2018

Zamora

Margalit Matitiahu*



El cielo no queda
De mirar al río Duero
Las aguas brian en cada hora,
reflectan la ermozura de Zamora

Si, Zamora es un nido
Que dio vida desde
Ciecolos
A los que ainda llevan dientro ellos
Recodros de las nonas

Yo, como un pasharo abashi
A tocar las patadas
Grabadas en las calles y rincones
Que desharon hasta agora
Las almas judías
Que bivian en Zamora.


 
 * Este poema en judeoespañol fue leído por la autora como parte de su ponencia en el 6to congreso internacional "Los judíos en el antiguo reino de León", celebrado en Zamora, el 6 de Julio, 2018. Margalit ha visitado la ciudad en varias ocasiones, la más reciente en el 2015 como parte de una delegación de escritores israelíes que dedicaron una tarja homenaje al poeta zamorano León Felipe (Zamora, 1884-  México D.F.,1868), actualmente expuesta en la Facultad de Magisterio del campus de la USAL en Zamora.

martes, 4 de diciembre de 2018

Sobre los judíos de Tábara

La inclusión de esta historia en el libro de Yosef ha-Kohen (1495 – c.a. 1577), que sigue un orden cronológico, se encuentra entre una fechada en 1085 y otra en 1142 lo cual nos hace pensar que esta tuvo lugar entre los siglos XI y XII. En 1458, Fray Alonso de Espina (¿? - 1496) la incluyó en su Fortalitium Fidei, conocido líbelo antijudío de la época.
Cualquiera que haya sido el momento histórico exacto, es obvio que alude a la existencia de una numerosa comunidad hebrea en Tábara, de donde también es la famosa anécdota del autómata que denunciaba judíos cuando entraban al pueblo, incluida en El libro de las cinco paradoxas (1437), de Alonso Fernández de Madariaga. 
El enclave zamorano, entonces, se rebela como un sitio de referencia entre los siglos XI y XV donde los judíos tuvieron un espacio consolidado por al menos cuatro siglos.
 “También en Tábara, en España, quisieron exterminar a los judíos y mataban a muchos con la espada cuando los encontraban, teniendo ellos que refugiarse en sus casas antes de que se pusiera el sol, pues temían por sus vidas. Se consideró culpable al hijo de un judío, herrero de oficio.
Ciertamente no había cometido delito digno de la muerte, pero fue condenado por los jueces a morir; se afligió mucho su padre por él, enfermó y perdió la razón; y con todo esto, no apaciguaron su cólera, sino que cayeron sobre los judíos de improviso, y los pasaron a filo de espada sin que se salvara sino un corto número de ellos, en aquel tiempo espantoso.
Cuando llegó la noticia a oídos del rey, le decía a toda la gente del país con astucia: Se ha fingido loco el judío durante muchos días para realizar la venganza de su hijo. Además, ha dispuesto unas sandalias, y espinas y zarzas para arrojarlas por las calles de la ciudad con el fin de espiar nuestros pasos y quemarnos durante la noche, y si no fuera porque dejamos una puerta abierta, hubiésemos ardido todos nosotros; por esto los hemos pasado a filo de espada, como en este día ha sucedido. Súpolo el rey, mas perdonó el crimen de ellos. También los jueces estuvieron entre sus enemigos en aquel tiempo.
¡Mira, oh Dios, y considera a los que practican el mal según su iniquidad y sálvanos en consideración a tu nombre!”

Yosef ha-Kohen, Émeq Ha-Bakha (Valle de llanto), edición de Pilar León Tello, CSIC, Instituto Arias Montano, 1964, p.84-85
Foto: Fegamar

lunes, 3 de diciembre de 2018

Frase sobre Isaac de León*



“Vivía por entonces el rabí Ishaq de León, príncipe y grande de España en su generación, pero expiró y murió antes de la expulsión de los judíos de España. Como un año antes de la salida de ellos, se apareció a su mujer tres veces en un sueño nocturno y le dijo: Quita la lápida de mi sepulcro y haz que labren sobre él y no se sepa más el lugar de mi reposo. Manifestó ella su sueño a los sabios y decidieron ayunar y le concedieron que hiciera lo que él le había dicho. Estaban enterrados allí Rabenu Asher, rabí Joná, y otros maestros ilustres. Trabajaron sobre su fosa los aradores y no se ha conocido su sitio hasta hoy"

Yosef ha-Kohen, Émeq Ha-Bakha (Valle de llanto), edición de Pilar León Tello, CSIC, Instituto Arias Montano, 1964, p. 175.


* Isaac de León (circa 1420-1492). Uno de los rabinos más importantes del siglo XV, vivió en Toledo, aunque nació en el reino de León, sino en la ciudad de mismo nombre. Fue discípulo de Isaac Campantón (1360-1463), Gaon de Castilla y León y rabino de Zamora,  y como Moisés de León, talmudista y cabalista. José Caro y otros le dieron el título de "gran maestro". Falleció con más de 70 años poco antes de la expulsión. Fue estimado por muchos discípulos. El libro Megillat Ester, una respuesta a la crítica de Nahmanides al Sefer ha-Mizwot de Maimónides atribuido a Isaac de León ha sido confirmado escrito por Isaac de León ibn Zur, quien fuera un escritor posterior. Redactado usando datos de la Enciclopedia Judía (1906). Según Yitzhak Baer, al momento de la expulsión en 1492 Isaac de León era rabino en Ocaña (Historia de los judíos en la España cristiana, edición de 1981, página 758) por entonces una de las seis aljamas judías más importantes de la península según reportan la recaudación de impuestos (ver Luis Suárez Fernández Documentos de la expulsión, 1964, 72)


miércoles, 21 de noviembre de 2018

El Fuero (original) de Zamora y la aljama hebrea de la ciudad



El primer y original Fuero de Zamora otorgado por Fernando I se ha perdido, sólo se conoce una copia del nuevo hecha en 1289, cuya portada se muestra en la foto. La siguiente frase de Cesáreo Fernández Duro (Memorias históricas..., Madrid, 1882, Tomo I, p. 231-232) refiere la importancia que el rey otorgó a los judíos en la repoblación:

“El hecho es que (Fernando I) empezó a reconstruir su principal baluarte, la ciudad de Zamora, llamando a pobladores que por de pronto se establecieron en un llano llamado Santa Cristina, a dos kilómetros de distancia, con fuero especial que a favor firmó el año siguiente de 1062.

“Repartida las tierras y solares entre los señores, caballeros y soldados leoneses, castellanos, gallegos y asturianos, acudió mucha gente al aprovechamiento de los campos yermos y a la ganancia del sustento en las fábricas, contándose buen número de operarios de todas artes, judíos, moriscos, o más bien mudéjares, que sin tregua alzaron muros con torres y almenas tan fuertes como los primitivos, iglesias, casas señoriales, plazas y mercados, esmerando el saber con que quedó labrada una de las más hermosas y más fuertes ciudades del reino. (…)

“(Fernando I)Dio al pueblo de su hechura fueros y privilegios, con las antiguas leyes de los godos, aumentadas en muestra de predilección, sabiéndose tan sólo, por haberse perdido este interesante documento, que acordó derechos e inmunidades a los hebreos, restaurando por tanto la Aljama, que ellos suponen contemporánea de Nabuconosor”.

Y para esta última frase Fernández Duro se apoya en dos citas: una de Lucas de Tuy - El Tudense – (fallecido en 1249) que en su Crónica de España (1238) dice en referencia al fuero: “dedit ei perpetuos bonos foros et nobilisimos mores” (parte IV, capt I) y otra de la Crónica del Cid (c. 1289), capt. XVIII donde se pone: “dióles muchas franquezas e libertades que fastan hoy dia han”.

Lo que llama la atención en esta frase con sus respectivas referencias es que desde siempre Zamora ha sido relacionada con su comunidad judía, la cual ha estado inmersa en la memoria y el imaginario de sus residentes y gobernantes. Ya desde el siglo XI se le reconoce ese aspecto identitario que en épocas posteriores tomará nuevos símbolos y formas.

lunes, 12 de noviembre de 2018

Conviértete en Patrocinador o Patrocinadora 2019

Si es tu primera vez apoyando nuestra iniciativa es lógico y comprensible que te preguntes ¿Por qué donar al Centro Campantón Inc? Aquí tratamos de explicártelo:

1- Desde el 2013 un grupo de investigadores de diferentes países e instituciones hemos unido esfuerzos en estudiar, dar a conocer y comunicar el legado judío de la ciudad de Zamora, España, pero también en toda la región de La Raya, incluyendo a poblados como Fermoselle en el lado español y Carçao, Vimioso y Bragança, en el portugués; en ese sentido somos un proyecto transfronterizo e internacional en la medida en que también conectamos el orbe hispano-luso con las Américas e Israel.

2- Hemos realizado 6 congresos internacionales a los cuales han asistido expertos de España, Portugal, Israel y Estados Unidos, entre otros países. En nuestros planes está publicar una selección de las Actas de dichos congresos con ponencias e investigaciones inéditas en su mayoría.

3- Para nuestros congresos colaboramos con instituciones y empresas locales e internacionales, las cuales nos han ayudado a expandir nuestro congreso a actividades como paneles en el Centro Sefarad-Israel de Madrid, visitas a las juderías históricas de León, Zamora y Salamanca, tour de las bodegas de la D.O. Tierra del Vino y varios conciertos de música sefardí con cantantes como Judith Cohen, Mara Aranda o María Salgado.

 4- Varios de los investigadores asociados al Centro Campantón Inc han recibido reconocimientos por su trabajo en el estudio y recuperación del legado judío en España y Portugal así como publicado descubrimientos inéditos en el campo de estudios.

 5- Este trabajo se ha llevado, principalmente, desde la pasión de los miembros del Centro Campanton Inc, así como el apoyo de un público que se ha convertido en una familia y co-patrocinadores de los nuestros eventos.

Antes de hacer cualquier donación - ver botón en la columna derecha de esta página- invitamos a mirar las entradas anteriores de esta web, donde podrán verse resúmenes de nuestros congresos e investigaciones. 

Una donación te convertirá en Patrocinador o Patrocinadora 2019, dándote derechos de participación activa en la organziación y decisiones de nuestro plan de eventos de este año.

Otras páginas relacionadas con lo que hacemos son Ruta Sefardí y Centro Campantón (in English) Damos las gracias de antemano
Zamora Sefardí from Jesús Jambrina on Vimeo.

domingo, 9 de septiembre de 2018

"No me atrevería a decir que la España de hoy es antisemita, pero sí afirmaría que en España hay antisemitismo, hay antisemitas y hay restos del viejo antijudaísmo de raíz religiosa..."

Uriel Macías (Madrid, 1963), erudito bibliófilo, posee la mayor colección especializada del mundo de Biblias en judeoespañol y es autor del catálogo ‘Palabra por palabra: Biblias sefardíes en ladino’ (Círculo de Bellas Artes). 
Por Antonio Heredia
Especialista en la historia de los judíos en la España contemporánea y en bibliografía judaica en español, lleva años trabajando para que la cultura de Sefarad sea considerada como parte consustancial de la Historia de España. Eso, afirma, ayudaría a combatir los prejuicios asentados durante siglos en la sociedad y el pensamiento españoles y a poner coto al antisemitismo, cuyo auge en todo el mundo es alarmante.
Uriel Macías, historiador, foto El Impacial.
“En la visión de la Europa medieval», escribe Uriel Macías en el ya clásico Los judíos de Europa, publicado junto a Elena Romero en Anaya en 1994 y reeditado 11 años después por Alianza, «los judíos eran perversos por ser criaturas del diablo, aliados de Satán en contra de la verdad (…) Y en su deseo de aplastar a Satanás, la cristiandad cayó sobre sus más tangibles criaturas, los judíos. Su identificación con el diablo es muy antigua (Juan 8.44 y Apocalipsis 2.9 y 3.9) y continuará en la literatura eclesiástica a partir del siglo IV, penetrando profundamente en el pensamiento cristiano y marcando indeleblemente la mente popular”. No fue muy distinto en España. Y sin embargo, pervive aún el mito de una idílica convivencia entre católicos, musulmanes y judíos en los reinos cristianos de la Península.
¿Qué hay de verdad en ese mito?
Es cierto que en España, a diferencia de otros lugares, se produjo una coexistencia en el tiempo y en el espacio de judíos, cristianos y musulmanes. Y que esa interacción de los tres elementos, que evoluciona con el paso de los años y no es igual en Al-Andalus que en los reinos cristianos, marca de una forma muy especial la historia española de aquel periodo y de periodos posteriores. Eso es un hecho. Lo que no podemos pensar es que cuando se utiliza el término convivencia referido a los siglos XIV o XV estamos hablando de algo que se parezca a lo que hoy entendemos como convivencia entre vecinos. No es lo mismo. Los tres grupos se regían por leyes diferenciadas con una discriminación mayor o menor dependiendo de las épocas, pero que se aplicaba con rigor a las minorías. Estamos hablando de una convivencia un tanto particular, porque una de las partes de esa ecuación estaba en un estatus jurídico inferior, que implicaba muchas veces, como en el caso de los judíos, la utilización de marcas distintivas en su ropa, la limitación de las profesiones que podían ejercer, ciertas limitaciones de movimientos, limitaciones en cómo ejercer su religión y en cuanto a la construcción de sus recintos de culto.
¿Marca el nacimiento de la Inquisición un punto de quiebra definitivo en esa convivencia?
En esa convivencia hubo periodos con picos de tensión, por llamarlos de una forma muy suave. La España visigoda desde la conversión de Recaredo, por ejemplo, supuso para los judíos que estaban instalados en la Península desde siglos atrás conversiones forzosas, secuestros de hijos por parte del poder, etc. Posteriormente, tenemos las grandes persecuciones que se producen en Al-Andalus, a raíz de la llegada de almohades que implica la marcha de una parte de la población judía hacia los reinos cristianos del norte; despuès vendrían las persecuciones y matanzas de judíos derivadas de la peste negra de 1348. Pero el gran quiebro de la convivencia se produce con las grandes matanzas de 1391, que comienzan en Sevilla a raíz de unas predicaciones cristianas y que se extienden por gran parte de la Península, en particular por Valencia, Cataluña y Baleares. El establecimiento de la Inquisición marca un nuevo hito, pero no hay que olvidar que la Inquisición, al menos en teoría, no tenía jurisdicción sobre los judíos, solo podía perseguir a alguien que había pasado por la pila bautismal, como los conversos. Además, la Inquisición se establece en 1478, la expulsión de Castilla y Aragón es de 1492 y la del Reino de Navarra de 1498. El periodo en que estando establecida la Inquisición hay presencia de judíos en sentido estricto es bastante breve.
 ¿Está de acuerdo con esa parte de la historiografía que minimiza el alcance del Santo Tribunal al compararla con otras matanzas religiosas en Europa?
 No. La Inquisición fue un tribunal cruel. Haríamos un flaco favor al conocimiento de nuestra Historia y nos estaríamos quedando cortos en la evaluación de su importancia si sólo nos fijásemos en el número de víctimas mortales, que fueron muchas, por cierto. La Inquisición lo controlaba todo, las creencias, la censura de libros, las costumbres… No solo supuso la persecución implacable de judeoconversos, conversos del islam y protestantes, sino que marcó a una sociedad que se articuló en torno a redes clientelares con los familiares de la Inquisición, una sociedad en la que el secreto y el chivatazo eran parte de la vida cotidiana, en la cual la amenaza de una acusación secreta ponía en juego la vida de mucha gente. Además, convivió con algo que no es estrictamente inquisitorial pero que corre en paralelo en la Historia de España: la limpieza de sangre. Tenemos así una España que viene marcada por la persecución de las ideas religiosas, y no solo religiosas en algunos casos, y también estigmatizada por el origen. Infinidad de instituciones y profesiones estuvieron a lo largo de siglos cerradas para todo aquel que tuviera un antepasado judío o musulmán. Es por tanto, una sociedad en la que el mérito no está en tus logros; la condición sine qua non para progresar en infinidad de aspectos pasaba por tu sangre. Y posiblemente algunas cuestiones relacionadas con la mentalidad hacia el trabajo tengan que ver con esa España en la que el trabajo era cosa de judíos y moros y estaba mal visto. Y hay que añadir que a pesar de que la Inquisición desaparece en 1834, desde un punto de vista legal los judíos no pudieron vivir en España hasta la aprobación de la Constitución de 1869, que reconoce la libertad de culto y deroga, por tanto, el Decreto de Expulsión de los Reyes Católicos de 1492.
¿Pervive algo de aquel antijudaísmo en el antisemitismo de hoy en España?
No me atrevería a decir que la España de hoy es antisemita, pero sí afirmaría que en España hay antisemitismo, hay antisemitas y hay restos del viejo antijudaísmo de raíz religiosa, al que se superponen las capas del antisemitismo decimonónico racial y económico, al cual se superpone una nueva capa de antisemitismo de aquellos que llevan al límite sus prejuicios hacia Israel, que no tiene más explicación que los prejuicios contra el mundo judío y contra los judíos.
¿Por ejemplo?
De lo primero tenemos ejemplos en celebraciones y conmemoraciones, casi todas ellas ligadas a la Iglesia católica, pero amparadas por los propios ayuntamientos, basadas en leyendas antijudías, como la veneración del Santo Niño de la Guardia en Toledo, sobre una falsa acusación de un crimen ritual del siglo XV. O La Catorcena, en Segovia. O en la pervivencia de expresiones, en algunos pueblos de Castilla León, en Semana Santa, como «ir a matar judíos», que es tomar un tipo de limonada con algo añadido. Y el nuevo antisemitismo lo vemos en algunos medios de comunicación, en los que las cuestiones israelíes no es que no sean abordadas de forma neutra sino que los son de forma hostil, con un rasero moral diferente al que se utiliza con otros países cuyas políticas se cuestionan, intentando menoscabar la legitimidad del Estado de Israel. Para hostigarlo. Y a veces para defender a una organización terrorista que es la que rige los destinos de los palestinos en Gaza, que es Hamas.
¿Después de tantos siglos de ausencia, se ha perdido todo rastro de la cultura judía en España?
Eso es muy escurridizo de evaluar. Es indudable que hay una presencia muy significativa de descendientes de conversos entre los grandes autores españoles del XVI y XVII, desde la mística a la picaresca, pasando por multitud de géneros. Luego está el legado material, innegable en algunas ciudades españolas, en las que permanecen los vestigios de los barrios judíos o de antiguas sinagogas medievales, algunas maravillosamente conservadas, como la del Tránsito de Toledo o la de Córdoba. En cuanto a lo demás es muy difícil trazar el origen de, por ejemplo, ciertas costumbres culinarias, como la famosa adafina, el plato insignia de la tradición hispanojudía para la comida del Shabat, que se ha mantenido con muchas variaciones en su elaboración en muchos lugares de la diáspora sefardí, en particular en el norte de Marruecos. Es una especie de cocido en el que el cerdo no está presente, pero no se puede saber si el cocido castellano imita a la adafina, o al revés, la adafina es una adaptación judía de los cocidos que no solamente existen en Castilla, sino en la tradición de las ollas podridas en otros lugares. Lo judío, sin embargo, ha podido influir más a la contra. Quizá la presencia casi absoluta e inevitable de ingredientes procedentes del cerdo en la mayoría de las recetas de casi toda la geografía española puede tener que ver con esa obsesión muy clara que tenía la gente en los siglos XVI, XVII o incluso en el XVIII, de incorporar el tocino en las dietas para que nadie sospechase de ellos. Tanto cerdo en la cocina, tanta manteca, tanto tocino puede proceder de esa época en la que la gente se cuidaba, y especialmente los descendientes de conversos, de que sus vecinos les vieran utilizar ingredientes porcinos en sus cazuelas.
¿Cuál fue la relación del régimen de Franco con los judíos?
En relación con el mundo judío y el mundo sefardí, la única forma de abordar esa cuestión con un mínimo de honestidad es entrando en los matices y en las contradicciones. Es indudable que, aunque no se establecieron leyes raciales como en otros países, en los primeros años, el régimen era antisemita, difícilmente se podía ser judío, entre otras cosas porque hasta el año 46 si no eras bautizado no podías tener la partida de nacimiento y sin partida de nacimiento no existes, no has nacido, no eres. Además, en los años posteriores a la Guerra Civil, se crea el archivo judaico, es decir, el régimen ordenó a la policía crear fichas de todos los judíos que vivían en España. Con la observación añadida de que había que tener especial cuidado con los sefardíes porque como se parecen más a nosotros, decían, pueden pasar inadvertidos y por eso son más peligrosos. Pero por otra parte, y comparado con otros países neutrales, como Suiza, es un hecho cierto que no pocos refugiados judíos salvaron su vida gracias a que se les permitió legalmente pasar los Pirineos con rumbo a terceros países, aunque no se les permitía quedarse en España.

Fragmento tomado de porisrael.org